Místico: La última joya de la lucha libre mexicana

Introducción.

Con motivo del debut del príncipe de plata y oro, Místico en AEW, desde el staff de DosDosSoloDos, hemos decidido dedicarle un especial para repasar su historia y el porqué de su gran importancia dentro del deporte de los encordados. Partiendo desde sus orígenes como luchador independiente, hasta su boom, como uno de los técnicos más importantes que hayan pisado la arena coliseo.

Origen.

Para poder entender mejor el gran éxito que tendría como luchador, es importante adentrarnos en el origen de Ignacio (El luchador, no el payaso que escribe sandeces en Twitter.), Nacho, como nos referiremos a él de ahora en adelante. Tuvo un origen sumamente humilde, naciendo en el famoso barrio bravo de Tepito, una de las colonias más peligrosas e inseguras de la Ciudad de México (Distrito Federal).

Se enamoró del deporte desde su primer día en esta tierra, habiendo nacido hijo del luchador, Dr. Karonte, asistiendo a los entrenamientos de su señor padre, a la vez que disfrutaba de los mejores enfrentamientos a través de su televisor. Es así como el sueño de Nacho, se vería reflejado a través de la imagen de uno de sus más grandes ídolos, El Santo, quien a través de sus películas logró conquistar el corazón del pequeño.

No obstante, debido a la naturaleza de haber nacido en una familia de bajos recursos, el joven tuvo que comenzar a trabajar desde una temprana edad. Sumado a su comportamiento rebelde, debido a esto tomó la decisión de salirse de casa cuando aún era un niño. Algo que contrario a lo que podría parecer, influyó de manera positiva en el chico, pues es a partir de esta decisión, que un joven Nacho, conoció a quien se convertió en su guía y mentor, Fray Tormenta.

Un chico tocado por la mano de dios.

Pero, ¿Quién es este Fray Tormenta?, y ¿Por qué se convirtió en una figura tan importante para el muchacho? Bueno… Fray Tormenta es un luchador mexicano que alcanzo gran fama, tras darse a conocer que el hombre bajo la máscara era un sacerdote a cargo de una casa hogar para niños huérfanos. Ante la necesidad de conseguir recursos para alimentar a estos niños, el sacerdote tomó la decisión de ponerse una máscara y luchar a espaldas de la iglesia, en harás de conseguir el dinero suficiente para cumplir con los gastos derivados a causa de mantener a varias personas bajo su tutela. Su historia, sirvió de influencia para la popular cinta de Nacho Libre.

Y por peculiar que nos pueda parecer, Nacho terminó llegando específicamente a dicho hospicio tras abandonar su casa, quedando bajo la tutela de Fray Tormenta. El sacerdote no solo cuidó de él, además le enseñó las bases del deporte, no sin antes condicionarlo a regresar a la escuela. Si bien, a los pocos días sus padres, lograron dar con su paradero, Tormenta los convenció para que le permitieran quedarse, alegando que de volver a su hogar, muy posiblemente terminaría con una vida de delincuente.

Sería el mismo Fray Tormenta, quien en una entrevista admitió haber sido testigo de la habilidad prácticamente innata de Nacho para el deporte, sabiendo que en algún momento llegaría a lo más alto. Sin embargo, Nacho optó por regresar a casa tras graduarse de la preparatoria, pasando a enfocarse en otras cosas como el fútbol.

Un destino ineludible.

Fue mientras entrenaba en un deportivo de su localidad, cuando el mismo Ignacio, se dio cuenta de que el fútbol no lo llenaba como si lo hacía la lucha libre. Por ese motivo decidió abandonar su casa por segunda vez, pero con un nuevo objetivo en mente, convertirse en un mejor luchador.

Es con esa idea en mente, que Nacho decidió que México ya no era un lugar para él. Por eso se embarcó en un viaje a la tierra del sol naciente, Japón, donde pulió sus habilidades dentro del encordado, bajo los nombres de Komachi y Astroboy, aunque con poco éxito.

El mismo Ignacio, narra que una vez volvió a México, entendió que si quería llegar a lo más alto, entonces debía dirigirse al lugar donde todo comenzó, la catedral de la lucha libre, la arena coliseo, hogar de la que se convertiría en su casa CMLL. Pasando a ser alumno de Tony Salazar, quien vio su potencial, fue fichado de manera instantánea.

El comienzo de una leyenda.

Una vez Nacho estuvo listo, tocaba el turno de crear un personaje, mismo que CMLL tenía listo desde hace meses, pero no habían encontrado alguien digno de portarlo, hasta la llegada del joven luchador. Ese 18 de Junio del 2004, se convirtió en una fecha digna de recordar, pues así como si el destino lo hubiese dictaminado, Místico se presentó delante del publico asistente, quienes se enamoraron de él en ese mismo instante, como no se había visto desde los días del Santo o Blue Demon.

Quedando patente de que el enmascarado de plata no era uno más, sino como lo dijo Fray Tormenta en su momento,” fue un chico tocado por la mano de dios.” Algo que quedaría claro tras verlo formar equipo con el Hijo del Santo, quien lo apadrinó durante el torneo de la gran alternativa 2004, mismo que terminaría ganando, confirmando su estatus como joven promesa.

Místico vs Averno, Campeonato Peso Medio de la NWA

Con el pasar de los meses, Místico se convirtió en un referente del Consejo Mundial, presentándose en todas las arenas del país, con su nombre siendo uno de los mayores atractivos de las carteleras. Esto motivó que tanto Último Guerrero y Olímpico, dos de los principales creativos del CMLL, apostaran por él, como el luchador al que debían impulsar.

Pero así como el príncipe de plata y oro se ganaba el reconocimiento del público, había un luchador que buscaría convertirse en su peor pesadilla. Mientras que Místico representaba la luz, se necesitaba un opuesto, y ese luchador llegaría de la mano de los Hijos del Averno, con el campeón de peso medio de la NWA. Averno era su principal reto a vencer.

Ambos se enfrentaron durante la función del 11 de Febrero del 2005 por el campeonato de peso medio de la NWA, en la que se convirtió en la victoria más importante de su joven carrera, tras ganar su primer campeonato a los 8 meses de haber debutado. Místico, ya no era uno más, ahora era el Ace de la compañía y por lo tanto, un rival de cuidado para todo el bando rudo. Cabe aclarar, que si uno ve la lucha, resulta surreal que Místico lleve 8 meses de profesional, por la reacción del público, uno pensaría que el tipo llevaba años de carrera.

Valoración: 4 Jumbitos.

Místico vs Black Warrior, Máscara vs Máscara

Durante los meses posteriores a ganar el campeonato peso medio de la NWA, el príncipe de plata y oro, comenzó una breve rivalidad en contra de los Perros del Mal, misma que finalizaría con victoria de los rudos. A la vez que el enmascarado comenzaba una rivalidad ante Black Warrior. Quien lograría arrebatarle el campeonato que tanto le costó ganar.

No obstante, el príncipe se mantendría en pie, pidiendo la revancha en un máscara vs máscara, donde el técnico lograría su primer victoria en luchas de apuestas, tras desenmascarar a su oponente en una lucha que algunos consideramos como una de las mejores dentro de suelo mexicano.

Ya reseñé esta lucha en el top de mejores luchas de apuestas y siento que no hay mucho que pueda añadir a esa anterior reseña, así que siéntanse libres de pasar a leerla.

Valoración: 4 Jumbitos.

Mistico vs Jushin Thunder Liger, IWGP Junior Heavyweight Championship

A partir de su victoria ante Warrior, el enmascarado de plata y oro, cosechó varias victorias en su carrera, ganando el campeonato mundial de peso wélter del CMLL que se encontraba en manos de Mephisto. No obstante su victoria más importante llegaría el día 15 de Agosto del 2009, cuando venció a Tiger Mask IV por el IWGP Junior Heavyweight Championship.

El título de NJPW tuvo que ser defendido contra el veterano y ace de la división, Jushin Thunder Liger. En la lucha el nipón se enfocó en castigar la espalda del mexicano, quien pese a recibir los múltiples embates, pudo reponerse, haciendo gala de su estilo aéreo, a la vez que lograba la victoria más importante de su carrera a nivel internacional. Lamentablemente, Místico perdió el campeonato a los pocos meses a manos del ya mencionado Tiger Mask IV, dejándonos con la sensación de que pudo dar un mejor reinado.

Valoración: 4 Jumbitos.

Negro Casas vs Místico, Máscara vs Cabellera

Tras su regreso a México, Místico tuvo muy poco tiempo para relajarse, siendo que si Japón le había puesto uno de sus más grandes retos, de la mano de Liger, ahora sería México, quien le hizo pasar las de Caín. Tuvo que defender su incógnita ante el veterano e ídolo de la afición, Negro Casas, durante el 76 Aniversario de la compañía.

Dato no menor, pues Casas no solo era un mentor para los chicos del CMLL, sino que a la postre, fue uno de los mayores rivales de su padrino luchistico, el Hijo del Santo, a quien se enfrentó en dos ocasiones en una lucha de apuestas.

Si bien, el 4:40 tiene fama de servir como escalón para todos los jóvenes que buscan afianzar su carrera en el Consejo Mundial, eso no quita, que el hombre es una maquina en cuanto a ras de lona se refiere, y una mano a mano con él, implica un examen final para todo aquel que quiera convertirse en luchador. Y acá quedaría patente de ello, con un Casas que se mostró dominante y sobrado ante el ace, acto que le terminaría jugando en contra, ya que ese exceso de confianza, seria aprovechado por Místico para rematarlo con un Swanton Bomb.

De esta lucha nacería una de las rivalidades más icónicas para el enmascarado, con Felino atacándolo durante el post-match, en la búsqueda de vengar a su hermano.

Valoración: 4 Jumbitos y medio.

La salida de CMLL y su llegada a WWE.

Acá debo hacer un paréntesis, si bien, todo parecía que Místico se enfrentaría a Felino en una lucha de apuestas, cabe aclarar que ese encuentro nunca se dio, pues alguien dentro del Consejo, tuvo la grandiosa idea de virar a Místico al bando rudo y para rematar este lo hizo traicionando a su amigo Volador Jr. uniéndose a los Hijos del Averno. La movida como era de esperarse, causó el rechazo de los fans, quienes se negaban a ver a su favorito del lado de su peor enemigo.

Era como ver a Luke aliándose con el Emperador al final de Star Wars, mientras le sacaba el dedo medio a Han Solo. Lo curioso de esto es que tampoco tuvimos un cierre para la rivalidad entre Volador y Místico, pues a los pocos meses, volvió a virar a técnico. Tras esto, ganó la máscara del Oriental, un luchador que no pintaba nada, cuando sus principales rivalidades eran con Averno, Felino y Volador Jr.

Y así es como el príncipe de plata y oro, dio por cerrado su paso por CMLL, con uno de los bookeos más desastrosos para un ace, para posteriormente anunciar de manera oficial su llegada a WWE, como Sin Cara, la gran promesa de Triple H.

Sin Cara (Místico) vs Sin Cara (Hunico), Máscara vs Máscara Electric Boogaloo

Dicen que uno puede ver venir cuando algo pinta mal, todos, menos Triple H, quien eligió a Místico, como su mayor apuesta durante su transición a creativo de WWE. El fracaso de Sin Cara en WWE es uno de los más curiosos, teniendo la suma de la mala suerte y un pésimo entendimiento entre ambas partes.

Sin Cara debutó por todo lo alto, atacando a Sheamus, pero así como debutó, también botcheó su entrada al ring, un presagio de lo que estaba por venir, pues a los pocos meses, el ex-Místico, se lesionó, durante el evento Money In The Bank. Así que para rellenar, WWE, tuvo la brillante idea de presentar a un Sin Cara Heel, la misma cosa pero negro. (Sí, lo de ser pésimo booker viene desde el día uno y hay gente que se burla de Konnan por hacer estas mismas cosas).

El run de Sin Cara en WWE, es bastante flojo, pero creo que esta lucha puede salvarse, no es una lucha horrible, pero le falta mucho contexto. Para empezar, Hunico no era un random, como muchos creen, sino que era conocido por luchar en México como Místico, en su natal Ciudad Juárez, aunque nunca registró el nombre, por lo que CMLL pudo registrarlo como suyo.

Además, pese a tener una larga historia entre ambos, en torno a la propiedad del nombre, nunca tuvieron la oportunidad de enfrentarse bajo el personaje de “Místico”, como si fue el caso de las dos Parkas. El tema es que si les quitamos la historia, les damos otros personajes y ademas los enfrentamos en un lugar donde nadie sabe quienes son… ¿Qué podría salir mal?

Valoración: 3 Jumbitos.

Sin Cara (Místico) y Rey Mysterio vs Rhodes Scholars, Tables Match

Tras varios meses sin rumbo, WWE, finalmente hizo lo correcto, y unió a los dos enmascarados más famosos como equipo, en lo que podríamos considerar como un precursor de los Lucha Dragons. El problema vino cuando se evidenció que la dupla se creo únicamente con el fin de potencial al stable heel de la división, Los Rhodes Scholars.

Peor aún, es saber que nunca tuvieron una lucha titular, en vez de eso, WWE pactó una lucha por equipos para TLC, donde los ganadores obtendrían una oportunidad para retar a los campeones de ese momento. Y como era de esperarse, la lucha con Cody Rhodes y Damian Sandow en pleno 2012, en una de las estipulaciones más meh… de la industria, no le sentó nada bien al mexicano, que nuevamente se quedaba a puertas de lograr algo importante.

Valoración: 3 jumbitos.

Regreso a México como Myzteziz.

Finalmente y tras varios meses sin un rumbo claro, donde a la postre teníamos que lidiar con la existencia de dos Sin Caras, porque sí, Hunico también comenzó a portar el personaje al mismo tiempo que el Sin Cara original. Místico tomaría la decisión de dar por finalizada su relación laboral con WWE, no sin antes revelar que durante su estadía dentro de la empresa líder de entretenimiento deportivo, se le prohibió hacer uso de su estilo highflyer, a la vez que lo instaban a cambiarlo por uno más adecuado para la televisión.

Dato que no resulta extraño, a sabiendas de que el mismo Dustin Rhodes, mejor conocido como Goldust, quien fungía como entrenador de WWE, revelaría años más tarde en una entrevista que Vince McMahon tenía prohibido que les enseñaran las bases de la lucha libre a los jóvenes que comenzaban a entrenar en la compañía. Se priorizaba la enseñanza de los promos y como caminar en el ring para no darle la espalda a la cámara por sobre el entrenamiento tradicional.

Algo que aunado a sus constantes negativas por aprender el idioma, terminó por sepultar su carrera, dando la impresión de que era un luchador mediocre, cuando la realidad era que simplemente le cortaron las alas desde antes de verlo debutar.

Una vez de regreso a México, Místico comenzó a realizar apariciones esporádicas en AAA, aunque sin poder mostrarse públicamente, apareciendo como un misterioso encapuchado para no incumplir la clausula de 90 días de WWE. Hasta que finalmente pudo presentarse con un nuevo nombre, debido a que Místico era propiedad de CMLL y WWE seguía haciendo uso del personaje de Sin Cara, pasando a llamarse Myztezis.

Myzteziz vs Pentagón Jr. vs Blue Demon vs Villano IV vs EL Zorro vs La Parka vs Fénix vs Australian Suicide, Copa Antonio Peña 2014

Tras llegar a AAA, todo parecía indicar que la carrera de Místico comenzaba a resurgir, regresando a los planos estelares, siendo presentado como el mayor fichaje de la empresa hasta ese momento. Y prueba de ello fue la lucha por la Copa Antonio Peña de ese año, donde el ex-CMLL compartió el ring con varias leyendas de la compañía, siendo tratado como un igual.

Los minutos finales con ese mano a mano con Pentagón Jr, ayudan bastante a obviar el desorden típico de esta estipulación, dándonos una pequeña probada de lo que se convertiría en uno de los enfrentamientos recurrentes de la compañía, mismos que ayudaron a establecer a Penta como una de las caras principales de AAA.

Valoración: 3 Jumbitos.

Myztesis vs Perro Aguayo Jr.

A raíz de su victoria en Héroes Inmortales, todos esperábamos verlo consagrarse en planos estelares, pero el destino le volvió a jugar una mala pasada. A los pocos meses del debut, se anunció la llegada de Alberto El Patrón a la caravana estelar, mismo que no se dio solo, ya que en paralelo a dicho fichaje, Rey Mysterio, también pasó a formar parte de la empresa.

Acto que termino por relegar a Místico a la parte baja del cartel, a sabiendas de que dos ex-campeones mundiales, valían más que un luchador que fracasó en su excursión al país de las barras y las estrellas. Para fortuna del príncipe de plata y oros, su talento, lo ayudó a retomar el amor de la fans, recuperando su posición como estelar. Cosa que llegaría de la mano de uno de sus mayores rivales en el CMLL, como lo era el Perro Aguayo Jr.

Es bien sabido que Aguayo y Myzteziz iban a estelarizar Triplemania con un Máscara vs Cabellera, pero la repentina muerte del líder de los Perros del Mal, causó una serie de cambios que no le sentarían nada bien a la compañía, No obstante, en este encuentro, podemos ver algunos destellos de lo que se suponía, sería la lucha más importante de ese año, donde claramente tenemos un final abierto para poder continuar con la rivalidad. Fuera de eso, esta debe de ser la mejor lucha del enmascarado durante su breve paso por la empresa de Antonio Peña.

Valoración: 4 Jumbitos.

Myzteziz vs Rey Mysterio, Triplemania XXIII

Sabíamos que esta lucha tenía que llegar, la lucha más decepcionante del evento más infame en la historia de AAA (Aunque yo sigo prefiriendo la lucha de apuestas entre Cibernético y La Parka, ese secuestro en plena lucha es un 10 de 10). Como mencioné anteriormente, el plan original era que Aguayo y Myzteziz se enfrentarán en este evento, pero tras la muerte del primero, AAA recurrió a su mejor carta y de la nada, anunciaron la lucha más importante en suelo azteca de la última década.

El último gran valuare de la lucha libre, Místico, contra el luchador mexicano más exitoso de todo el mundo, Rey Mysterio. El problema viene cuando al ser algo salido de la nada, ni siquiera se molestaron en construir una historia en torno a la lucha, ni siquiera un guiño a algo, esto era un intento desesperado de salvar un evento que se venia cayendo a pedazos.

La lucha es digna de entrar a uno de los peores encuentros de la historia, con un Rey Mysterio que estaba pegado con cinta, previo a su tratamiento con células madre que lo haría retomar su nivel años más tarde, el sobrebookeo de Konnan robando cámara, victoria para el viejo, y un turn heel salido de la nada para sellar esta obra maestra de, cómo no se debe bookear un Dream Match. Lo más triste de todo esto, es ver a Místico intentando salvar el encuentro, cuando era evidente que era un caso perdido.

Valoración: 1 Jumbito.

Regreso a CMLL como Místico.

Como era de esperarse, Místico optó por abandonar la compañía tras este encuentro que ni siquiera le ayudó a reavivar su carrera. Muchos critican a Myzteziz por su pésimo run en AAA, pero la realidad es que la compañía repitió los mismos errores de WWE, fichandolo para dejarlo en el olvido debido a la falta de planes. Lo más triste de esto, es que tanto del Rio como Mysterio, volvieron a WWE unos meses más tarde, dejando a AAA desamparada, a merced de súper Johnny Mundo.

Tras regresar a CMLL, Místico volvería a cambiar de nombre, pasando a ser Carístico, tras lo cual se reencontró con algunos viejos enemigos como Último Guerrero y compañía. A lo cual se le sumó la salida de Rush y su familia de la compañía, movimiento que propició su regreso a su antiguo personaje, recuperando su nivel, a la vez que volvía a consagrarse como uno de los favoritos de la afición, tanto de México como en Japón.

Conclusión.

Es curioso, porque al leer su historia, uno se da cuenta que a Nacho le jugó en contra la suerte desde que partió de CMLL, teniendo una serie de tropiezos que estaban ligado a factores externos y no tanto a su cálidad como luchador.

Un dato curioso que olvidé mencionar, es que durante su run en AAA, Ignacio reveló que Alberto era un tipo conflictivo, con el cual llegó a discutir en más de una ocasión.

Ahora Místico, tiene la oportunidad de resarcirse de esa mala impresión que dejó su primer run en suelo norteamericano, esta vez de la mano de AEW (Una empresa de verdad). Esperemos, no sea cosa de una noche, y Tony Khan abra la última puerta prohibida para que tanto Místico, como otros grandes luchadores, como Hechicero o Volador Jr. puedan demostrar el nivel que realmente se tiene en suelo azteca. ¡Basta!, de seguir impulsando a AAA, CMLL ha sido superior en cada aspecto salvo por ese pequeño descalabro en la década de los 90’s.

Y ustedes, ¿Creen que Místico se equivocó al fichar con WWE, antes que NJPW o TNA, cuando estaba en su mejor momento?

Más artículos en torno al mundo de las luchitas.

Ken Patera y Masa Saito vs la policía: un histórico escándalo de la lucha libre

Un escándalo de la lucha libre de los 80´s

La historia de la lucha libre tiene una amplia variedad de crímenes cometidos por luchadores o trabajadores del negocio. Hablamos de robos, tráficos de drogas, violencia sexual, asesinatos y por supuesto, peleas de los mismos luchadores. En este caso, hablaré de la gran pelea que tuvieron Ken Patera y Masa Saito con unos policías, y también de sus consecuencias.

Más allá de la pelea misma, la situación generó un escándalo mediático, un juicio muy polémico y algunas situaciones interesantes en el negocio. Un tema del que hay mucha tela que cortar y por eso, creo que vale la pena explayarme con un artículo, tal como se hizo en el de la pelea entre Rickson Gracie y Yoji Anjo. Vamos a revisar brevemente quienes eran estos luchadores y luego el orden de los sucesos.

Ken Patera

Patera fue un importante heel de USA de los 70’s e inicios de los 80’s. Se movió entre NWA, la AWA y principalmente WWE (por ese entonces, WWWF). De hecho, fue el segundo campeón intercontinental de la historia, tras vencer a Pat Patterson. Aparte de sus logros en la lucha libre, Patera fue un levantador de pesas que compitió a nivel olímpico. Por tanto, tenía una enorme fuerza, aún para los estándares que suelen tener los peso heavyweights de la lucha libre.

Masa Saito

Masa Saito debutó en la lucha libre en 1967, en la extinta JWA. Pero en vez de quedarse en Japón a vivir los inicios de NJPW y AJPW, Masa emigró a USA al poco tiempo de debutar y estuvo en los territorios hasta el incidente del que hablaremos. No fue de los grandes nombres de la época, pero al menos, conquistó títulos en parejas en WWWF y la AWA. Para ser japonés, medía un 1.80 y pesaba 120 kilos, casi tan grande como el mismo Patera. Y, además, por su formación Saito tenía experiencia profesional en grappling.

El día del incidente: 6 de abril de 1984

Masa Saito.

En la época de los territorios era habitual moverse en parejas o grupos, entre las distintas ciudades donde tenían programados shows los luchadores. Por entonces, Patera y Masa Saito estaban trabajando en la AWA y ambos viajaban juntos en el estado de Wiscosin. El 5 de abril habían tenido un show en Watertown y el día 6 iban a tener otro en Steven Points. El mismo 5 a las 23:00 hrs llegaron a la pequeña ciudad de Waukesha y se alojaron en una habitación de hotel, pensando en viajar el día siguiente a la otra ciudad.

Ambos estaban hambrientos y como Masa Saito tenía una rodilla lesionada, Patera fue solo a comprar comida. El luchador fue a un McDonalds cercano y no lo quisieron dejar entrar ni atender, a pesar de que había clientes comiendo. Una versión es que estaban grabando un comercial y la otra es que, al encargado simplemente le cayó mal Ken. Incluso, está el rumor de que entre los clientes estaba Tom “Rocky” Stone, otro luchador de la AWA y que se burló de Patera porque a él no lo querían atender.

Mr. Saito junto a Mr. Fuji y Lou Albano. Por entonces era un luchador de tag teams.

Desde fuera del local, alguien lanzó una piedra y rompió una de las ventanas del McDonalds. La única persona que el encargado vio ahí era a Patera y lógicamente sospechó de él. Como único testigo, nunca se supo si la versión de Ken era real o no. Según él, se acercó un chico de 17-18 años quien le dijo que lo habían despedido hace un par de días de McDonalds y que este fue quien lanzó la piedra. Tras decirle su versión al empleado, Ken volvió al hotel y con Saito subieron a la habitación.

Un par de horas después llegó la policía. Ellos eran John Dillion y Jacalyn Hibbard, quien fue descrita como una mujer delgada. No eran realmente de los oficiales más intimidantes de Wausheka. Resulta que erróneamente, la policía creyó que se trataba de adolescentes y no estaban preparados para lidiar con dos tipos legítimamente tan duros.

La pelea

El McDonalds que supuestamente apedreó Patera.

Como Patera estaba hablando por teléfono con su esposa, Masa Saito fue quien atendió a los oficiales y dados sus problemas con el inglés, no pudo comunicarse correctamente con ellos. Masa se comenzó a enojar, y amenazó a Dillion con darle un cabezazo si él y la otra oficial no se marchaban. Fue entonces cuando Ken se despidió de su mujer y fue a ver qué es lo que estaba pasando. A esas alturas, es cuando los oficiales llamaron por refuerzos, viendo que la situación se les podía salir de las manos.

A partir de este punto, las versiones varían entre lo planteado por los luchadores y los oficiales. Según Ken, cuando él fue a la puerta de la habitación, los oficiales le dijeron que había sido acusado de lanzarle la piedra al McDonalds y que no habían escuchado nada sobre ningún exempleado descontento. Los policías se habrían querido llevar a Patera y ahí es cuando Saito se exaltó. La oficial Hibbard apuntó su spray de pimienta al rostro del japonés, pero este lo esquivó y le dio accidentalmente al de Ken.

A diferencia de Patera, los oficiales dijeron que ni siquiera alcanzaron a interrogarlo. Que apenas salió al pasillo le lanzó un puñetazo a Dillion y que esto provocó la reacción de la oficial Hibbard rociándolo con el spray de pimienta. Sea como sea, ahí es donde la pelea comienza con todo. Masa Saito utilizó su gran capacidad en grappling para lanzarse a la pierna de Dillion. Lo derribó agarrando su tobillo y le rompió la rodilla en el acto.

Según Patera en tanto, Hibbard aprovechó su ceguera para colgarse de su espalda, mientras se sujetaba de su cuello. La oficial, además, le habría intentado poner las uñas en los ojos. Producto de ello, Ken uso su codo para golpearla y sacársela de encima. Hibbard reconoció que trató de someter a Patera vía estrangulamiento, pero negó haber intentado herir los ojos de Ken. Además, agregó que el luchador agarró su cabeza y la golpeó una docena de veces contra la pared.

Hibbard, también dijo que el luchador trató de sacarle su pistola enganchada en el cinturón y que, al no quitársela, la arrastro por el pasillo sujetando el arma. Además, la oficial afirmó que estando boca abajo en el suelo, Saito la golpeó con un rodillazo, provocando que perdiera el conocimiento. En ese momento llegó de refuerzo el oficial Dussault, quien (según él) justo llegó cuando Patera lanzaba con fuerza a Hibbard contra la pared. También, que tanto la chica como el otro oficial estaban fuera de combate.

Dussault fue en primer lugar a frenar a los luchadores y Masa Saito lo derribó rápidamente de un cabezazo. Luego siguieron llegando agentes, hasta que los luchadores se encontraron lidiando con 17 policías. Finalmente, Dussault los apuntó con su arma y Patera cesó. Saito en tanto no se rindió y siguió peleando. Se necesitaron ocho agentes y dos pares de esposas para frenar al nipón.

El juicio

Ambos luchadores salieron rápidamente bajo fianza y en cuestión de días, estaban de nuevo en los rings de la AWA. Eso sí, aún quedaba el juicio para determinar sus condenas. Lo normal para ese tipo de casos, es que se hubiese realizado en cuestión de meses o incluso, semanas. No obstante, el juicio se terminó realizando un año completo después. Ahí el asunto se pone un poco turbio.

Resulta que tanto el juez como el fiscal de distrito iban a sus respectivas campañas de reelección en 1985. Entonces se cree, que vieron el caso como una oportunidad para demostrarle a la ciudadanía que eran autoridades implacables. En el lapso de ese año, tuvieron tiempo para trabajar con los medios y aprovechar la historia sobre esos dos monstruos, que habían golpeado brutalmente a la policía local.

Al menos una vez a la semana desde el incidente, se publicaba en los periódicos de Waukesha alguna noticia sobre el caso, con el fin de predisponer al jurado del juicio. Por su parte, los luchadores trataron de mover sus influencias, pero fracasaron. Saito seguía en el roster de la AWA (Patera dejó la empresa por esa época) y el promotor Verne Gagne trató de ayudarlos. Él tenía contactos en la política, pero ni siquiera eso fue efectivo para contrarrestar la manipulación de las autoridades locales.

En el juicio mismo, el oficial Dillion dio un testimonio considerado como bastante neutral. Pero en cambio, se cree que la oficial Hibbard lo tergiversó totalmente. Siendo una mujer delgada y todos los temas de violencia de género que eso implicaba, terminó siendo el punto decisivo si es que el jurado tenía alguna duda sobre el veredicto.

Casos de este estilo, generalmente ni siquiera implicaban tiempo en prisión. Pero el juez dictaminó darle a cada luchador dos años de cárcel y seis de libertad condicional. Aunque en la práctica, ambos fueron liberados antes de tiempo por buen comportamiento, y terminaron cumpliendo un año y medio de condena. Además, los luchadores tuvieron que desembolsar miles de dólares como pago compensatorio.

Ken Patera después de la cárcel

Poco después del incidente en abril de 1984, Patera dejó la AWA por la WWE. La última vez que Ken había estado en la empresa había sido 4 años antes, pero para entonces era muy distinta. Había trabajado con Vince McMahon padre, cuando la empresa no aspiraba a manejar más allá de los estados del noreste. Ahora llegaba con Vince McMahon hijo dominando, quien no respetaba los territorios, les robaba a estrellas a otras promociones y utilizaba cadenas nacionales de televisión.

En 1984 la empresa tenía un público mucho más amplio que en 1980 y Patera lo descubrió del modo amargo. Para muchos era un auténtico desconocido y nunca logró conectar con la msaa. Luego de un año vino el juicio, y desapareció el año y medio que estuvo en prisión. Para su regreso a mediados de 1987, trataron de buscarle otro enfoque a su figura y utilizaron el tema de su conocido tiempo en prisión.

De este modo, antes de marcar su regreso vemos a Patera teniendo viñetas en una cárcel. Y para cuando vuelve a luchar, llega con un traje de preso y escoltado por policías. Este colorido personaje tuvo éxito con la audiencia, pero lamentablemente, se lesionó a los pocos meses. De ahí en adelante, perdió el favor de la directiva y lo comenzaron a utilizar para poner over a otros luchadores. En 1988 Ken abandonó WWE y se retiró en los 90’s, luchando en empresas de escasa importancia.

Para complicar más su situación, Ken tuvo un problema con Vince McMahon hijo. Resulta que mientras él estuvo en prisión, su esposa recibía un cheque mensualmente de la empresa. Patera creía que era un acto de generosidad, considerando que él había trabajado un buen tiempo con Vince McMahon padre. Pero luego le aclararon que eran adelantos de su sueldo y que debía devolver el dinero.

Si bien hay más variantes en juego, podría decirse que el incidente con los policías marcó el punto de quiebre y el inicio del declive de la carrera de Patera. Él al menos parece verlo así, ya que, incluso siendo anciano, decía que el incidente lo amargó por el resto de su vida.

Masa Saito después de la cárcel

Si bien no lo debe haber pasado bien en la cárcel, Saito es en algunos sentidos el polo opuesto a Patera en este tema. En vez de que su carrera muriera, esta tomó vuelo. Masa Saito nunca fue realmente importante en los territorios y tampoco es que su situación haya cambiado drásticamente tras salir de prisión. Él volvió a luchar desde diciembre de 1986 en el midcard de la AWA, la cual ya presentaba signos de decadencia frente a la despiadada competencia de WWE con Vince McMahon.

El cambio de suerte vino desde Japón. Antonio Inoki siendo el principal luchador y booker de NJPW, quería un heel poderoso a su nivel. Veían muy interesante la historia de Saito, un luchador japonés tan duro que había estado en la cárcel. Además, era un elemento muy fresco, ya que apenas había luchado en Japón realmente. Masa llegó como main eventer a NJPW y armaron una trilogía con Inoki, en la que el ace de New Japan solamente logra vencer a Saito tras un gran duelo épico en la isla de Garyujima.

Tras caer ante Inoki, Masa Saito bajó de la cima de NJPW y nunca logró ganar el título máximo. Pero sí que se mantuvo entre el uppercard y el midcard hasta su retiro en New Japan a fines de los 90´s y, por tanto, fue parte de la época más exitosa de la historia de la empresa. Asimismo, y por los acuerdos inter promocionales, fue campeón mundial de la AWA y ocasionalmente visitó WCW. Quizás Saito no se convirtió en una estrella gigantesca, pero definitivamente, sus últimos años fueron mucho mejores que los de Patera. Masa Saito falleció el 2018.

También te puede interesar

Los otros artículos de la sección This Isn´t Wrestling.

Lucha libre y otras peleas de luchadores vs no luchadores.

La influencia de la Yakuza en la Lucha libre japonesa.

Los escándalos de New Jack en la lucha libre.

Criminales de la lucha libre.

Lucha libre y combates que se salieron de control.

Exit mobile version